Guía de cómo hacer un huerto en casa

Si te estas planteando hacer tu propio huerto en casa donde poder cultivar tus propias hortalizas y otro tipo de plantas como las aromáticas o las flores y no sabes como empezar, desde huertoweb.es te contamos todo lo que te hace falta para montar tu huerto.

El lugar

Realmente puedes crear tu huerto en casa prácticamente en cualquier sitio: un jardín, el patio de casa, la terraza o el balcón son espacios lo suficientemente grandes para montar un pequeño huerto donde vas a poder cultivar tus propias hortalizas.

Lo verdaderamente importante es que el lugar que elijas disponga de luz directa del Sol y de una toma de agua cercana, para que te resulte cómodo poder regar.

Todas las hortalizas y verduras que quieras cultivar en casa igualmente que el resto de plantas requieren luz para realizar su fotosíntesis. Si dispones de un lugar orientado al Sur o Sureste ¡Perfecto! Si no es así tendrás que adaptarte y cultivar hortalizas que no sean excesivamente exigentes en sus requerimientos de luz como las lechugas, cebollas, rabanitos, fresas, espinacas, acelgasaromáticas como la albahaca o el perejil.

El agua resulta obvio, todas las plantas requieren agua igual que nosotros para poder vivir, por lo que es fundamental contar con un punto de agua en tu huerto o muy cerca que te permita regar cómodamente.

Tierra o recipientes

Si tu casa cuenta con un pequeño terreno mejor que mejor ya que puedes mejorar la estructura de la tierra con materia orgánica que le aportará los elementos necesarios para poder cultivar. Pero si no es así siempre puedes recurrir a distintos recipientes y sustratos adecuados donde puedes sembrar todo tipo de hortalizas y otras plantas sin ningún tipo de problema.

Los recipientes

Opta siempre por recipientes que se adapten al espacio del que dispones y que a la vez tengan una capacidad importante para albergar el sustrato.

Recipientes hay muchos y puedes optar por macetas, jardineras y otro tipo de opciones, pero sin duda el mejor recipiente para un huerto urbano es la mesa de cultivo. Existen en el mercado diferentes mesas diseñadas para el cultivo urbano, con diferentes medidas volumétricas y de altura que se adaptan perfectamente a todo tipo de espacios.

Otros recipientes que podemos usar en nuestro huerto de casa:

Las macetas y jardineras

Ventajas:

  • La principal es que tienen una gran flexibilidad a la hora de aprovechar el espacio y el huerto se reduce o se amplia tan solo con incrementar o disminuir su número. Se puede reducir el huerto durante el invierno e incrementar durante la primavera y el verano.
Saber mas:  5 Consejos para un huerto urbano en la terraza

Son soportes de cultivo más económicos y con unos cuidados mínimos puede durar muchos años.

¿Cómo elegir bien las macetas y jardineras para tu huerto?

A la hora de elegir una maceta o jardinera para tu huerto en casa ten en cuenta lo siguiente:

  • La capacidad de drenaje de la maceta o la jardineras: tienen que ser capaces de eliminar el exceso de agua provocado por un riego inapropiado o a causa de la lluvia. Es primordial que cuente con agujeros que faciliten el drenaje del agua.
  • Elegir el tamaño de la maceta, jardinera en función de la hortaliza que quieras cultivar. El volumen de sustrato que necesita cada hortaliza para poder desarrollarse es distinto y por esto el tamaño de la maceta también es distinto para cultivar las diferentes hortalizas.

Te damos unas lista de hortalizas con el volumen mínimo necesario que tiene que tener una maceta para poder cultivarla en ella.

Pimientos, berenjenas, habas, tomates, guisantes y judías: macetas, jardineras con un mínimo de volumen de 20  litros por cada planta.

Lechugas, espinacas, rúcula, acelgas, ajos y cebollas: macetas, jardineras con un mínimo de volumen de 3 litros por cada planta.

Zanahorias, rábanos y fresas: macetas, jardineras con un mínimo de volumen de 2 litros por cada planta.

Hierbas aromáticas y flores: macetas, jardineras con un mínimo de volumen de 3.5 litros por planta.

El sustrato

Si es la primera vez que vas a montar un huerto en casa te preguntaras ¿qué es el sustrato? El sustrato es simplemente el elemento que sustituye a la tierra en el huerto en recipientes.

Hay diferentes tipos de sustratos pero los que más te convienen son los llamados sustratos orgánicos que tienen que tener las siguientes propiedades:

  • Son ligeros y se puede trabajar muy bien con ellos sin demasiado esfuerzo y sobre todo no cargan con excesivo peso tu terraza o tu balcón.
  • Son porosos, permitiendo que el aire circule correctamente a través del sustrato y que así las raíces puedan respirar adecuadamente, y además retienen bien el agua.
  • Retienen perfectamente los nutrientes que se le aportan como los fertilizantes líquidos orgánicos y otros.

Ejemplo de un sustrato con todas estas propiedades es el que esta compuesto por humus de lombriz (aporta los nutrientes) y fibra de coco (aporta la ligereza, la aireación y la retención de agua necesaria)

Saber mas:  Cómo combatir el oídio

El sustrato que utilices para cultivar es conveniente que lo retires cuando finaliza la temporada y que lo cambies por otro nuevo a la hora de comenzar la nueva temporada, para cultivar siempre en un sustrato con sus propiedades intactas. Hay cultivos como por ejemplo los rabanitos que se pueden sembrar en un sustrato ya empleado para otro cultivo.

El riego en recipientes

A la hora de cultivar en recipientes la tarea de regar coge aún mayor importe si cabe. En los recipientes el agua se agota con mayor facilidad que en la tierra, lo cual te va a hacer estar muy pendiente del riego de tus hortalizas y verduras.

Es importante que mantengas el sustrato siempre fresco, sin realizar ningún tipo de encharcamiento. Lo más aconsejable es que riegues muchas veces pero con poca cantidad de agua.

Para regar puedes utilizar la regadera de toda la vida o bien optar por un sistema más cómodo como el riego por goteo el cual te facilita controlar en todo momento el agua que suministras a tus plantas y te da la posibilidad de incorporarle un programador de riego que te permite ahorrar mucho tiempo en la tarea de regar.

Estos serían los elementos principales para comenzar con un huerto en casa en recipientes: un lugar orientado al sur, recipientes, un buen sustrato y un sistema de riego que te permita regar con todas las garantías.

Una vez que tengas todos estos elementos ya tan solo te faltaría elegir las variedades de hortalizas y otras plantas que quieras cultivar y ponerte manos a la obra.

A la hora de comenzar a cultivar puedes hacerlo a través de semillas o plantones, nosotros te recomendamos que lo hagas a través de semillas. Emplear semillas es la manera más fácil y directa de cultivar tus plantas,la emoción que se siente al ver germinar las semillas realmente no se olvida nunca y ver como emergen los primeros brotes de tus plantas es un espectáculo único.

Deja un comentario